El Alimento del Futuro

  • -

El Alimento del Futuro

Category : Agro , Bolsas para papa , Noticias

Recomendar en redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestPrint this page

Argentina: ‘Descubre los misterios y costumbres en torno al auténtico oro de los incas: la papa. Si bien su aspecto es poco llamativo, su enorme diversidad, asombra.”.’

Solo en Perú hay más de 4000 mil variedades diferentes. En Perú crece, además, el tubérculo del futuro: robusto, nutritivo y poco exigente, con lo que puede sobreponerse al cambio climático. Descubre la papa en sus insólitos colores y llamativas formas.

Aunque solo se lo conoce con dos nombres, papa o patata, este tubérculo presenta una gran cantidad de apariencias. Mientras en la mayor parte del mundo solo se conocen algunos tipos de papa, la diversidad

que existe en su lugar de origen es enorme. Desde el amarillo yema, pasando por el violeta o el rojo, los casi 4000 tipos diferentes de papa que hay en Perú adoptan los más diversos colores o formas. Y esa riquísima variedad no es solo interesante por su apariencia, sino porque revela además el alto contenido en vitaminas, carotina y antioxidantes de cada tipo de papa. Eso convierte a este tubérculo en un bien muy necesario para combatir la desnutrición en muchos países.
De hecho, la papa ya es, después del arroz y el trigo, el tercer alimento básico más importante del mundo. En 2012 se recolectaron 365 millones de toneladas de papas en todo el planeta, la mayor parte, en China.
Algunas variedades crecen muy rápido: entre 3 a 6 meses. Por lo tanto, incluso pueden plantarse en la pausa entre dos cosechas de arroz, en el mismo terreno.

La sencillez de su cultivo, permite a la papa asegurar la alimentación del ser humano en el futuro. Eso sí, solo si se conservan muchos tipos diferentes para salvaguardar la variedad genética de la papa. Si esa riqueza genética es suficientemente grande y diversa, podrán generarse los tipos de papa del futuro: resistentes, con un alto contenido nutritivo y fáciles de cultivar. Ese es el objetivo del “Centro Internacional de la Papa” (CIP), un instituto de investigación de Lima, Perú, que recolecta, investiga y clasifica todos los tipos de papa del mundo. Su trabajo está muy ligado a los agricultores de la región, porque estos conocen los mejores métodos de cultivo para cada tipo de papa.

La importancia de conservar la mayor variedad de papas posible, así como del trabajo mancomunado de agricultores y científicos quedó clara en las décadas de los 80 y los 90 en Perú. Por aquel entonces la organización terrorista Sendero Luminoso hacía estragos en el país. Muchos peruanos huyeron del campo a la ciudad y sus cultivos quedaron abandonados. Así se perdieron algunos tipos de papa, que se cultivaban en muy pocos campos. Cuando se desarticuló la organización y los campesinos regresaron a sus campos a principios del siglo XXI, muchas clases de papa se habían perdido. Pero los agricultores las pudieron recuperar gracias a las semillas que sus ancestros habían depositado en el CIP de Lima y que siguen cultivándose hasta ahora.

Informe: Redacción Global Ideas

Recomendar en redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestPrint this page

Historial